¿Será que regreso?

Han pasado 7 años desde mi ultimo post.  Muchas cosas han ocurrido en este lapso.

Incluso lo había olvidado, sino fuera por un mail que me llego, por un like a uno de los post, no hubiera recordado que tenía uno.

Acabo de leer todo lo que he escrito.  Y confieso que me llené de alegría al ver comentarios de mi ex enamorado.  Quien fue mi gran amigo, luego novio y ahora un conocido a quien saludo solo en su cumpleaños.

Tengo 36 años, sigo soltera, no encuentro al llamado ideal, es mas…ni he intentado encontrarlo.

Estoy escribiendo para tratar de desfogar lo que siento y pienso.  Son 7 años de dichas y aflicciones, una incluso recibida hoy cortesía de instagram, pero eso es tema para otro post.

No tengo mas imaginación para plasmarlo aquí, trataré de hacer otro post pronto… hay tanto por contar

Anuncios

Retomando…

Revisando mi correo (uno de los 4 que tengo, y no se porque tantos) encuentro que tenia 5 comentarios sin aprobar.

Bueno… ya los aprobé, así que hasta pronto.

Mejor aprovecho y escribo algo para volver en 1.8 años más.  Algunas cosas han sucedido en este lapso, buenas y malas.

En resumen: Sigo viva, tengo casi 30 (de regalo una entrada a black box para el concierto de Aerosmith en Noviembre acepto, sin devolución). Estoy trabajando en lo que nunca pense hacer en mi vida… ventas y, descubrí que no me desagrada tanto y pagan bien. Me di cuenta que el “palanqueo” (conseguir un trabajo a través de un amigo o lo que se le parezca) no va conmigo, ya que pusieron a prueba mi tolerancia, que de por si es limitada y, la amistad está primero.  Falleció mi abuela y por la distancia no estuve presente.  Supe lo que es sentir que te quieran de verdad, pero todo lo que empieza termina, para algunos es hasta que la muerte los separe, para otros hasta que la paciencia entre otros factores jueguen en contra.

En fin, espero retomar este espacio que a veces ayuda a expiar malos pensamientos y sobretodo… sin sentido

Hasta pronto amigo

No sé como expresar lo que siento, sólo sé que tenía planeado escribir aquí, en este espacio, unas letras que liberen la tristeza que siento.  El viernes pasado, como todo fin de semana normal, yacía en mi casa, cenando con mi mamá cuando mi papá gritó para que fuéramos a ver una noticia que era transmitida en TC: mi amigo había sido asesinado la noche anterior.

Dejé todo lo que estaba haciendo, se llamó a los sitios de velación, ya tenía la ubicación y fui con mi mami, ella también lo conocía, es amiga de la madre de él… era mi amigo de la infancia.

Al llegar, tenía la convicción de que era un error, que lo que vi en la tv era mentira.  Sin embargo, las personas conocidas en aquel lugar, quitaban toda duda… era cierto.

En menos de 30 minutos me quise ir, era demasiado tiempo para estar en una sala de velación, según mi criterio.  Pero, tenía que cerciorarme, tenía que constatar que era el.  Me acerqué junto con mi madre y no podía creerlo, mi amigo de la infancia, de barrio, compañero de innumerables tardes de juegos, padre de 2 hijos, hijo ejemplar, mi amigo…estaba muerto.

Su vida, sus sueños fueron arrebatados por la maldad imperante en esta sociedad puerca, que pone en una balanza la vida vs. un bien material.  Pude haber sido yo quien estuviera en su lugar.  Nadie me asegura que al salir todas las mañanas, después de darle un beso a mi mamá, yo vaya a regresar.

¿Cuánta gente tendrá que morir para implementar un sistema de seguridad que funcione?

Que Dios le de paz a la familia de mi amigo…

R.I.P “mamita” …así le decíamos

Caminos limpios

Pensar que hace poco mas de un año estuve a punto de pertenecer al grupo selecto de los EMO (risas y carcajadas incluidas en este paréntesis).  La palabra porque no salía de mi cabeza.  Me preguntaba porque a mi, porque azul y no rojo, porque bus en vez de taxi, porque Emelec ni a la liguilla, porque U2 y no Angel Guaraca (que comparación más atroz)… porque él y no tu.

interrogacion400No soy religiosa pero si creyente.  Sobretodo en lo que a justicia divina se refiere.  En vida se paga todo lo que hacemos y dejamos de hacer.  Y cuando se tienen preguntas, las respuestas no suelen llegar con la rapidez con que formulamos nuestras interrogantes, sin embargo, llegan.

Claro está que aún tengo preguntas como las que salen en Mitos y Verdades pero, se que obtendré respuestas a su tiempo.

El pasar de los años no pasa desapercibido.  Algo bueno nos deja siempre.  Una ruta marcada que crea tu nuevo mapa y así no corres el riesgo de volverte a perder por querer acortar camino, buscando atajos.

Una camino limpio, sin maleza ni desniveles es duro de obtener y no es gratis…todo tiene un precio.

Comparto con ustedes un video que llegó a mi mail, que simplemente me dio una bofetada en el ego…espero que les guste.

Hacer lo que nos gusta

Siguiendo el hilo del post anterior, continuaré desahogándome para quizás obtener más que pensamientos sin sentido, pensamientos limpios.

Hoy fui a una “entrevista” de trabajo.  Postulé a algo que siempre me ha agradado: la docencia.  Desde muy pequeña solía jugar a la escuelita con mi hermano, amigos del barrio, luego con mi sobrino y con el pasar de los años, sin siquiera imaginármelo fue maestra en el colegio donde me gradué.  Fue una experiencia fuera de lo común y, podría decirse que agradable.  No fue nada fácil, las ví literalmente negra en muchas ocasiones.  Supe lo que es estar en los zapatos de grandes profesores que me enseñaron lo poco que sé.  Asimismo caí en cuenta que los maestros SI TIENEN VIDA y no se basa específicamente en el perímetro del aula.  Algunas de mis compañeras de trabajo fueron mis maestras.  Quien diría que tienen un excelente sentido del humor y saben contar cachos! (chistes).

Obviamente no todo fue color de rosas y desgraciadamente tengo un rostro poco amigable que dice cosas de mí que no son, aunque a menudo le saco provecho.  Hubo gente a la que no le caí bien y el sentimiento era mutuo. Alumnos que creían que se las saben todas y recordando: yo fui una de esas. Escuché confidencias, di consejos, reí, lloré, deseé aniquilar a un alumno, pero como no podía lo boté de mi clase hasta que me diera hipo.  Aprendí a lidiar con adolescentes, de esos que son los cómicos del curso, los que se creen James Bond, los terroristas, las vanidosas, los rechazados.  A sacarle provecho a sus travesuras que hasta serían ponderadas.

Ser maestra es gratificante.  El hecho que te digan que te agradecen por lo que les enseñaste la clase anterior, ya que les sirvió para ayudar a sus padres con alguna labor, es más que suficiente.

Veré en que queda la entrevista de hoy.  Ojalá sea favorable ya que al dinero extra no le tengo alergia y, el hecho de volver a enseñar y liderar un grupo me encanta.  Actualmente lo sigo haciendo, a través de clases particulares de matemáticas (que Nerd!!!!) pero es lo que me gusta.

A veces es bueno hacer lo que nos gusta…

Quiero huir

Debería estar terminando un trabajo que para variar no me compete, sin embargo tengo la “obligación” de terminarlo aunque no tenga ni la más mínima intención de hacerlo.

Como le dije a ExcellaGionne hace unos días: solamente escribo en el blog cuando me pasan cosas malas y, digamos que esta semana que lleva apenas dos días, ha sido sombría y frustrante.  Cuando se desea hacer las cosas bien, por la vía correcta y así obtener algo más, ya sea espiritual o material, casi siempre tiene que suceder algo…es el karma o que mismo?

En este momento tengo unas ansias de huir y dejar todo botado.  Lavarme la cara con agua helada, apagar todo artefacto eléctrico, cerrar todas las puertas para no volver nunca jamás.

Les contaré que trabajo en un lugar que simple y sencillamente DETESTO.  El sólo hecho de saber que tengo que levantarme para venir a este centro de entretenimiento fatal, me quita toda la energía emulando a Guerra de Pandillas en Facebook en apenas una misión.  Sé cual es la solución. Mandar a la casa de la …. a mi querido jefe junto a su familia…no, esa no es la solución, sino más bien renunciar, exigir mi liquidación, desearle buena suerte y si te he visto no me acuerdo.  Sin embargo, no me puedo dar ese lujo ya que tengo cuentas por pagar y responsabilidades de mujer grande que no puedo endosar.

Mejor termino lo que tengo que hacer y no me compete, mientras sigo buscando oportunidad laboral en cada recreo que me tomo o sacándole el polvo a este blog como ahora.  Dios sabe porque hace las cosas, y si me tiene aquí aun, sus motivos tendrá y no puedo cuestionar.  A veces esos silencios me desesperan y quiero respuestas, aunque sé que las tendré a su tiempo.

Por otro lado, hay alguien que me ha hecho muy feliz y de cierta manera me ayuda con esta carga que se torna pesada de vez en cuando… Gracias ♥